10 razones por las que la fiebre de las listas se nos fue de las manos. No podrás dejar de caer en la número 7

  • 10 marzo, 2016
photo156521953185868602

Antes de empezar, te lo adelantamos: Es mentira. No te vamos a enumerar las 10 razones por las que el tema de las listas se nos está yendo de madre. Pero no te enfades, el fin justifica los medios y nosotros sólo queríamos probar una teoría, y si estás leyendo esto está más que demostrada: Las listas son un fenómeno extraño e irresistible para nosotros, los atiborrados de información.

Hace unas semanas vimos este vídeo de David Sainz y, salvando las distancias, creemos que ha dado en el clavo. Coincidió con que hacía pocos días que habíamos estado comentando en la oficina el aumento de listas en nuestros muros de Facebook. ¿No os habéis dado cuenta?  Estamos seguros de que a vosotros también os pasa, que sois de los que caéis, leéis, y hasta compartís. Pero no estamos aquí para juzgar a nadie…

Las 10 cosas que Chuck Norris hizo por nosotros y nunca le agradecimos; Las 30 películas que ver cuando te sangra la nariz; Los 19 pasos clave para sentarse sin mirar…  ¿Os suena? Sí. Estas listas son ficticias, dejad de hacer clic.

Esto es sólo una muestra, un ejemplo exagerado de los post  más demandados actualmente y creemos que vale la pena parar un segundo y meditarlo. ¿Qué nos está pasando? ¿Qué tienen las listas que nos vuelven locos? En pro de un mayor tráfico, este fenómeno está proliferando incluso entre los blogs más serios y estrictos en aportar un contenido de calidad. Pero, ¿hasta qué punto merece la pena ceder a esta tendencia? ¿Cuánto más durará la moda? Personalmente somos de los que ya miran las famosas listas con una ceja levantada.

Si bien es cierto que aunque este movimiento viene de lejos, las portadas de las revistas siempre se han llenado de estos titulares sensacionalistas, actualmente han visto un canal de difusión masivo e indiscriminado en las redes sociales. Y es que ya lo dicen en el vídeo: como te pille en un momento ocioso del día, será una tarea titánica resistirse a darle clic.

Sin duda, el secreto de estas listas, además de sus títulos misteriosos nivel secreto de primaria, es su estructura de resumen.  Lo decíamos al principio del post, somos un público infoxicado y estas listas nos dan la ilusión de condensar un extenso contenido en sencillas y cómodas frases. Que el tema ya sea de nuestro interés o no, no importa mucho. Total, el saber no ocupa lugar, ¿no?

Internet nos abre la puerta a un mundo inmenso, sin fin, pero por desgracia nuestro tiempo en él es limitado. Buscamos obtener la mayor cantidad de información con el menor esfuerzo posible y recurrimos a lo que suelen ser textos cortos y poco trabajados. Es mucho más agradable esa lectura ligera, que podrás acabar al poco de empezarla, que empaparte con bibliografía de un tema que aún no has decidido si te interesa o no.

Nuestra conclusión: Un contenido de rápida elaboración, de gran visibilidad y con una estrategia simple como el mecanismo de un botijo. Adictivos y atrayentes, aunque no consideramos que puedan considerarse contenido de calidad, tampoco los desaconsejamos como modalidad de post ligero ocasional. Eso sí, es bueno el uso, pero no el abuso, y mucho nos tememos que si esto no se controla acabarán causando el efecto contrario.

Compartir este post... Email this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on TumblrBuffer this page

Responder

Tu dirección de email no se publicará.