Redes sociales corporativas, ¿necesidad o moda?

  • 18 diciembre, 2013
redes sociales corporativas 1

Poco a poco, las empresas están comenzando a confiar en las redes sociales corporativas para mejorar su gestión empresarial.Y aunque queda mucho camino por recorrer, los expertos vaticinan que las redes sociales corporativas se convertirán en unos años en el centro de la comunicación de muchas compañías, transformando el espacio de trabajo y la forma de trabajar.

El 82 por ciento de la población que interactúa en Internet se conecta a través de redes sociales, según un estudio realizado por Ipsos para Microsoft, lo que nos confirma una vez más que estos canales se han convertido en una de las principales herramientas que tenemos los internautas para comunicarnos.

Según este mismo informe, el 45 por ciento de los trabajadores españoles considera que mejoraría su trabajo con una red social corporativa, cifra que sitúa a España a la cabeza de Europa, donde sólo un 27 por ciento opina de la misma forma.

Si esto es así, ¿por qué no llevamos las redes sociales a nuestro entorno laboral?

Una de las redes sociales corporativas más utilizadas es Yammer. Adquirida hace un año y medio por Microsoft, por 1.200 millones de dólares, actualmente esta red social es utilizada por más de 200.000 empresas en todo el mundo.

En España, el número de empresas que usan esta herramienta asciende a 5.000, de las que el 80 por ciento son grandes corporaciones. Media Esfera incorporó Yammer a su día a día hace casi un año, con el objetivo de mejorar su operatividad y los resultados están siendo muy positivos.

Redes sociales tipo Yammer o Zyncro (disponible ya en diez idiomas y con presencia a nivel mundial) además de agilizar la forma de trabajar, consiguen una estructura empresarial más conectada y a la vez fomenta el colaboracionismo entre los empleados al lograr una mayor vinculación con la compañía o marca, lo que finalmente se traduce en una empresa más productiva y competitiva. También nos aportan ventajas de cara al consumidor, ya que nos ayudan a mejorar la relación con ellos, al permitirnos una comunicación más directa y fluida.

Ahora bien, a pesar de los beneficios, aún muchas corporaciones son reticentes a implementarlas en su agenda de trabajo.Y es que, un 42 por ciento de los equipos directivos siguen subestimando el valor de las redes sociales corporativas, según Ipsos.

Así las cosas, parece que el proceso para implantar esta herramienta será aún lento, pero confiamos en que en un futuro, no muy lejano, la tendencia natural desemboque en el uso generalizado de estas plataformas al menos entre las grandes y medianas empresas. Las compañías girarán a lo que se denomina Social Business o empresa 2.0, es decir, a una empresa más social, en la que la comunicación ligada a la innovación tecnológica entre todos los departamentos sea la piedra angular de su estructura interna.

¿Qué opináis vosotros? ¿Creéis que las redes sociales corporativas son una moda pasajera o han llegado para quedarse?

Compartir este post... Email this to someoneShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on TumblrBuffer this page

Responder

Tu dirección de email no se publicará.